El paso esencial para el éxito en la vida


El primer paso indispensable para conseguir lo que deseas es este...¡decide lo que quieres!

Cuando hayas decidido por qué estás aquí, tienes que decidir que quieres hacer, ser y tener. Qué quieres conseguir?, para qué quieres conseguirlo?, qué quieres experimentar en la vida?


Tienes que saber dónde estás para saber a dónde quieres llegar, define tu camino y comienza a caminar. Una de las principales razones por lo que la mayoría no consigue lo que quiere es que aún no lo han decidido. No han definido sus deseos y deben hacerlo con claridad.


En tu interior como en cada uno de nosotros hay una semilla de "tú" que deberías ser. Desgraciadamente puedes que hayas enterrado esa semilla en respuesta a la influencia de tus padres, profesores, tutores, amigos y demás modelos que te impone o te dejas imponer por la sociedad.


Recuerda que empezaste siendo un bebé que sabías exactamente lo que querías, no tenías ningún problema en expresar tus necesidades, simplemente llorabas hasta conseguirlo. Al ir creciendo, empezaste a gatear y a buscar todo aquello que te llamaba la atención. Tenías claro lo que querías y lo buscabas directamente sin miedos...o estoy equivocado?


Te cuento que pasó después...

En algún punto del camino, alguien dijo....

¡No toques eso!

¡No te acerques ahí!

¡Cómete todo lo que hay en el plato, te guste o no!

En realidad no estás tan mal...

Deja de llorar. No seas niño....y muchas otras cosas más que debes estar recordando en este preciso momento.


Al ir haciéndote mayor, oíste...

No puedes tenerlo todo sencillamente porque lo quieres.

El dinero no crece en los árboles

¡Deja de ser tan egoísta!

¡Deja de hacer lo que estás haciendo y haz lo que te dije!


Y todo esto nos trae a vivir el sueño de otros...

Tras muchos años de este tipo de sanciones, la mayoría de nosotros acabó perdiendo el contacto con sus necesidades, con los deseos de su corazón y de algún modo todos nos quedamos bloqueados intentando averiguar lo que los demás quieren que hagamos.


Aprendimos cómo actuar para conseguir la aprobación de alguien, en consecuencia, ahora hacemos un montón de cosas que no queremos hacer pero que gusta a mucha otra personas:

- Vamos a la facultad de derecho porque eso es lo que papá quería que hiciera.

- Nos casamos por la iglesia para hacer feliz a nuestra madre

- Conseguimos un trabajo "de verdad" en vez de perseguir nuestro sueño de vivir del arte

- Vamos directamente a la universidad en vez de tomarnos un año sabático y pensar que realmente queremos de nuestras vidas, o para recorrer el mundo con una mochila. Pero perdemos un año de estudio!...sabes todo lo que pierdes?, no pierdes nada, al contrario ganas un año, en ese año que pudimos o que puedes tomarte te llenas de aprendizajes que jamás olvidarás, imagínate cumpliendo tu sueño de conocer nuevas culturas...o dedicarte a algún hobby mientras consigues un trabajo a medio tiempo...


En aras de la sensatez, acabamos siendo insensibles a nuestros propios deseos. No es de extrañar cuando preguntamos a algunos adolescentes que quieren hacer o ser, respondan con honestidad, "no lo sé".


Hay demasiadas capas de "deberías", "tienes qué" o lo "mejor sería que", todo esto lo que hacen es ahogar tus verdaderos deseos.


Pero cómo puedes recuperar tu yo más profundo y tus verdaderos deseos?

Cómo puedes regresar a lo que realmente deseas sin sentir miedo, verguenza o inhibiciones?

Cómo recuperas el contacto con tus verdaderas pasiones?


Pues, empieza en el nivel más bajo reconociendo tus preferencias en cada situación, por grandes o pequeñas que sean. No pienses que son estupideces.

Pueden carecer de importancia para otras personas pero para ti no, que es quién realmente importa.


Si vas a retomar el control y sacar lo que realmente quieres en la vida, tendrás que dejar de decir, "no sé", "no me importa", "da igual", etc.

Cuando tienes que elegir, por pequeña o insignificante que sea la elección, actúa como si tuvieras una preferencia, tuya y no de otros. Pregúntate...con qué me siento más a gusto, si me importa..qué prefiero para mí?, qué estoy sintiendo en está situación?


Recuerda que no tener claro lo que quieres y dar mayor importancia a las necesidades y deseos de los demás que a los tuyos propios es un hábito. Puedes romperlos eligiendo practicar lo contrario.


Gracias por leerme

Un abrazo

Gabriel

#coachgabrieltrinidad #coaching #vivetuvida #decideloquequieres #valores





0 vistas

© 2020 para Gabriel Trinidad Coaching